PROYECTO Mitología y leyendas prehispánicas de Colombia

July 6, 2018 | Author: Anonymous | Category: Documents
Share Embed


Short Description

... que muchos de los mitos y leyendas que se buscan se contradicen entre sí. ..... se encuentran algunos relatos corto...

Description

John Cunningham 07006073

1

Mitología y leyendas prehispánicas de Colombia, y su legado Introducción En este proyecto voy a explorar algunas de las historias más conocidas de la mitología prehispánica de Colombia, para ser más específico, me centraré en las obras de la Muisc Muisca a Chibch Chibcha, a, pueblo pueblo de la Sabana Sabana de Bogotá Bogotá y en la región región amplia amplia del del Altipla Altiplano no Cundiboyacense. Indagaré el origen de la mitología y las leyendas, cómo ha influido la cultura colombiana y cual es su legado actual. Con este tema en particular es importante tener en cuenta, que muchos de los mitos y leyendas que se buscan se contradicen entre sí. No siguen ninguna lógica y tienen caracteres que parecen cambiar los nombres y diferentes personalidades cuando aperecen en otros mitos. Muchos de los mitos y leyendas que he estudiado mientras trabajaba en este proyecto, parecen tener versiones diferentes, dependiendo de donde la leyenda proviene, o a que período período de tiempo. En algunos casos, casos, para no complicar  excesivamente las cosas y también por la restricción de palabra, he tratado de resumir las leyendas en pocas palabras como me sea posible. Esto es en parte debido al método que muchos de estos antiguos mitos mi tos y leyendas han sobrevivido hasta la actualidad. Mucha evidencia de la cultura muisca se perdió durante la conquista española. Sin embargo, algunos frailes católicos mantuvieron crónicas y escritos de sus observaciones y relata relatatos tos de los Muiscas Muiscas acerca acerca de la llegad llegada a de los españo españoles les por primer primera a vez. vez. Por  ejemplo Fray Pedro Simón y Fray Pedro de Aguado son dos de los primeros cronistas más importantes importantes de la historia de Colombia. Colombia. Sus crónicas crónicas se basaron basaron principalmente principalmente en la tradic tradición ión oral oral de los pueblo puebloss indíge indígenas nas,, que fue transm transmitid itida a de genera generacio ciones nes en generación, y los objetos arqueológicos que forman las principales fuentes de la historia de la mitología antigua de Colombia. El objetivo de este proyecto es mostrar la influencia de la mitología prehispánica en la sociedad colombiana moderna, y como la mezcla de la raza española e indígena de Colombia, han producido una sociedad distinta. Este proyecto explica los orígenes de ciertos aspectos de Colombia y lo que ha hecho de este país, una parte particularmente fascinante y única de América Latina.

“Retablo de los Dioses Tutelares de los Chibchas” del pintor Colombiano Luis Alberto Acuña

John Cunningham 07006073

2

Historia prehispánica de Colombia

La región geográfica que se conoce actualmente como Colombia, tiene una historia compleja y diversas antes de la llegada de los españoles a America. Se estima que entre los años 12.000 A.C y 10.000 A.C, se asentaron las primeras personas al Nor-oeste de América del Sur presentándose migraciones masivas de Centro-America (Actualmente Nicaragua, Honduras, Costa Rica y Panamá) durante los siguientes milenios Con el tiempo, centenares de diversas tribus se establecieron en diferentes regiones del centro del país, allí desarrollaron el lenguaje y las creencias religiosas. La más famosa de estas sociedades prehispánicas en esta parte de América Latina fueron los Chibchas. La familia lingüística Chibcha estaba conformada por una gran variedad de pueblos indígenas que vivían en gran parte en regiones, principalmente en la región Norte en el área de la Sierra Nevada de Santa Marta, por la Costa Atlántica de la actual Colombia y la región centro del país, en los departamentos de Cundinamarca y Boyacá. Pero la comunidad Chibcha más grande y avanzada que existía, al llegar los españoles a America, era la comunidad de los Muiscas. Expertos generalmente coinciden en que las primeras personas que se puede llamar  muisca emigraron al Altiplano Cundiboyacense entre un período que comprende los siglos 5000 a 1000 A.C. aproximadamente, aunque existe evidencia arqueológica que demuestra que esta región fue habitada por seres humanos durante miles de años antes de la llegada de los Muiscas. Durante los siglos, la sociedad Muisca evolucionó para establecerse de forma permanente y formarse como comunidad agrícola, sembrando diversos cultivos entre los que resaltan el maíz y el frijol; también como comunidad, desarrollaron la orfebrería y la fabricación de cerámica. Sin embargo, durante los últimos años se ha debatido acerca del comienzo exacto del periodo Muisca, existe certeza que fue el pueblo Chibcha de los Indígenas Muiscas, lo que encontraron los españoles en el primer viaje que realizaron desde la Costa Atlántica adentrándose en el Altiplano Cundiboyacense. Los Muiscas fueron una sociedad altamente jerarquizada, organizada y avanzada, que contó con su propia religión, sistemas de comercio de la agricultura e infraestructura vial (carreteras y puentes). Fue después de los Incas, una de las comunidades más grande y socialmente avanzada de América del Sur. Cuando el conquistador español Gonzalo Jiménez de Quesada llegó a la tierra de los muiscas en 1537, la región era mas una confederación compuesto por varias comunidades pequeñas, cada una con su propio líder conocido como Cacique, que un Imperio. Los caciques que gobernaron las dos principales comunidades de la confederación Muisca fueron: el Zipa, con sede en Bacatá (Actualmente la moderna Bogotá) y el Zaque, con base más hacia el norte en Hunza (hoy la moderna ciudad de Tunja, capital del departamento de Boyacá).

John Cunningham 07006073

Gonzalo Jiménez de Quesada

Artefacto de oro prehispánica, actualmente en el Museo del Oro, Bogotá

Fray Pedro Simon

3

Mapa del territorio Muisca

Nemequene, Zipa de Bacatá antes de la Conquista

Artefacto ceramica en el Museo del Oro, Bogotá

John Cunningham 07006073

4

Religión Muisca

Para los muiscas, la religión era una parte extremadamente importante de sus vidas. Sus creencias religiosas fueron similares a la de otros grupos étnicos y tribus en esa parte de América del Sur, sin embargo, ellos tenían sus propias interpretaciones y tradiciones, adoraban a múltiples deidades asociadas principalmente, con la naturaleza; el sol y la luna eran los elementos naturales mas venerados que junto con algunos lagos eran considerados lugares muy sagrados. Cada uno de los reinos de la confederación muisca, tenían su propia deidad y centro religioso. En el norte, la principal deidad del reino Zaque era el dios del sol, Sua (a veces escrito como Sue o Xué), en su honor se construyó un gran templo en el sitio sagrado de Suamox (ha habido muchas diferentes grafías del nombre empleado como Suagamunxi, Sugamuxi o Sugumonxe). En la actualidad, este antiguo lugar religioso indígena es conocido como el pueblo de Sogamoso, cuyo nombre se deriva de una adaptación del nombre muisca realizada por los colonos españoles, pero el legado de la mitología indígena a este pueblo no se encuentra sólo en su nombre de Sogamoso, ya que hoy en día, Sogamoso es uno de los centros históricos más importantes de Colombia; el “Museo Arqueológico de Sogamoso” cuenta con una gran colección de antiguos artefactos, entre los que se incluye, una reconstrucción en tamaño real de un pueblo muisca, con su respectivo ”Templo del sol”. En el centro de la ciudad, se encuentra la Plaza de La Villa, allí está edificada la Catedral de San Martín de Tours, dedicada al Santo Patrón de la ciudad. Justo al frente de la catedral, en el centro de la plaza, se encuentra el Monumento a la Raza, este es una escultura grande de un Sol, que se eleva sobre cuatro mujeres muiscas que lo están adorando. Este es un ejemplo perfecto de la mezcla de la herencia española e indígena que forma parte de la identidad de la ciudad, y también una manifestación física de la herencia duradera de la mitología muisca de la región.

La Plaza de La Villa, Sogamoso

Casas en la reconstrucción de un pueblo muisca, en el Museo Arqueológico de Sogamoso

John Cunningham 07006073

5

Chía

En el reino gobernado por el Zipa, al sur del reino de Zaque, la luna era más adorada. La Diosa de la Luna fue llamada Chía, que literalmente significa "Luna" en Chibcha. Dice la leyenda que era una diosa muy bella, madre protectora de la alegria, la diversión, los bailes, las artes y defensora del matriarcado. En otras leyendas la diosa Chía tiene otro nombre que era Huitaca, ella ofendio el dios Bochica, llevando a los hombres muiscas a la corrupcion. En algunas leyendas se dice que el dios Bochica convierte a la diosa Chía en lechuza y en otras leyendas la convierte en luna. El sitio sagrado del templo de Chía es hoy en día el municipio de Chía, al norte de Bogotá. Hay esculturas de la diosa de la luna en el municipio, incluyendo la estatua de Ella que se encuentra en la plaza principal.

Estatua de la diosa Chía en la plaza principal de Chía

Esculpturas en el centro de Chía

Pintura de la diosa Chía por el artista colombiano Arlés Herrera “Calarcá”

La entrada al centro de Chía

John Cunningham 07006073

6

La historia de la creación Muisca - Chiminigagua

Según la leyenda muisca, al principio de los tiempos, no había nada más que sombras y oscuridad. Entonces la fuerza de gran creación, “Chiminigagua” decidió crear el universo y la luz. “Chiminigagua” creó el sol, la luna y la tierra. Es importante señalar en este punto que a pesar de que era el Dios “Chiminigagua” era el gran creador, él directamente no era venerado y adorado, como ocurrió con algunas de las deidades menores, tal y como lo explica Jesús Arango Cano, en “Mitos, Leyendas y Dioses chibchas”: “Pero como Chiminigagua era el dios supremo, las demás divinidades, y los símbolos que las representaban, eran, tan sólo, un camino hacia ese dios absoluto. Sin embargo, pesar de la grandeza de este dios omnisapiente, los chibchas, por lo que sabemos, no le rendian ofrendas y sacrificios, como sí hacían con otras divinidades inferiores de su majestuoso olimpo. Era el dios de los dioses, pero de él únicamente se recordaba que había creado la luz, sacando el mundo de la tenebrosa oscuridad. Era en fin, el supremo hacedor del universo, pero no era el  dios tutelar y protector de su pueblo; no era un dios beligerante y perpetuamente activo. Era más bien, un dios estático, omnipotente, omnisciente, que se recreaba a través de siglos infinitos en la grandeza de su esplendorosa creación.” 

Este es un aspecto interesante de la religión muisca, porque parece que los otros dioses y diosas eran venerados más que el primer creador del universo. Esto se refleja en el legado dejado y que podemos ver hoy en día. Por supuesto, este aspecto contrasta con la religión católica introducida a America por los españoles, donde hay un único Dios creador del universo que es adorado y venerado por todos los creyentes; por el contrario, en la cultura muisca, era mas simple y práctico venerar múltiples deidades como una forma de apaciguarlas ya que se creía que ellas tenían una relación estrecha e inmediata con la humanidad.

"Dios tutelar Chiminigagua" por el artista colombiano Luis Alberto Acuña

John Cunningham 07006073

7

Bachué

Bachué, es una de las deidades más veneradas e importantes de la comunidad muisca, era considerada como la diosa madre de este pueblo indígena. Según una leyenda Muisca que data de hace siglos, en la tierra no había gente, hasta que un día una hermosa mujer desnuda, Bachué, salió de la laguna de Iguaque (Boyacá), en compañía de un niño que ella sostenía en su mano, el niño, tenia en ese entonces tres años; con el tiempo este niño aprendió a vivir con la naturaleza y poco a poco empezó a convertirse primero en adolescente y mas tarde en un hombre, finalmente Bachué, la hermosa mujer  se casó con el niño ahora convertido en hombre y su descendencia comenzó a poblar las tierras altas y dio vida al pueblo Muisca, alrededor de lo que ahora se conoce como la Sabana de Bogotá. Bachué en compañía de su esposo le enseñó a los Muiscas a vivir de la tierra, el uso del fuego, cómo construir viviendas, a encontrar y preparar la comida, a cazar los animales, y como convivir en paz, mostrar respeto y servir a los dioses. Una vez los pueblos muiscas se establecieron, Bachué regresó al lago Iguque con su marido. Ambos se transformaron en enormes serpientes y nadaron hasta el fondo del lago, donde nunca más se volvieron a ver. Cuando Bachué se fue, los muiscas la convirtieron en la diosa de la fertilidad y madre de la humanidad. Actualmente, en Bogotá hay un barrio llamado Bachué y en la ciudad de Medellín se encuentra una famosa escultura de la diosa Bachué en una fuente, frente al Teatro “Pablo Tobón Uribe”.

Laguna de Iguaque

“Bachué, madre generatriz de la raza chibcha”

Escultura de Bachué en Medellin

Bachué la pintura “Teogonia de

John Cunningham 07006073 por el artista colombiano Luis Alberto Acuña

8

los dioses Chibchas” por el artista colombiano Luis Alberto Acuña

Bochica

Otra figura importante de las leyendas muisca, es la del “Gran maestro Dios Bochica”. A veces referenciado como Nemquetheba o Zuhé (Xue Dios del sol) por algunos de los cronistas españoles primitivos, que creían que estas deidades eran la misma persona, pero que acaban por volver de nuevo a los Muiscas en diferentes momentos. La historia de Bochica es a grandes rasgos la leyenda de su llegada a la tierra de los Muiscas del este. Bochica, no era de esa región ni de sus alrededores, y por lo tanto se veía distinto a los muiscas, el tenía la piel blanca, el pelo largo y blanco y una barba larga blanca, se vestía con una túnica que cubría todo su cuerpo, y andaba descalzo. Al momento de su llegada al pueblo muisca, estos no eran muy avanzados socialmente, entonces Bochica comenzó a realizar viajes por toda la sabana de Bogotá en los que enseñaba a la gente nuevas cosas como, cultivar y sembrar maíz y papa para que de esta forma pudieran comer mejor, también les enseñó a cazar con arcos y flechas y a pescar, asimismo les enseño técnicas para hilar y tejer el algodón y la manera de pintar la ropa. De la misma forma, les enseño la minería y la fundición de metales y les mostró cómo crear herramientas y ollas para cocinar los alimentos y les explicó la forma para construir  mejor sus casas también, introdujo por primera vez el arte, la religión monoteísta, con el Dios Chiminigagua y la organización política de sus pueblos; les dejó los parámetros del código moral, que debía ser seguido y obedecido, entre los que se encontraba su mensaje más importante para los Muiscas, que era respetarse, amarse unos a los otros y vivir en paz. En el libro “Dos mil tres lunas: Mitos, ritos y leyendas de América” de Flor Romero, se describe como Bochica dentro del pueblo muisca, era considerado como un profeta, casi similar a la figura del Mesías catolico. “Era un nómada incansable. Iba de un cercado a otro: Chingaza, Pasca, Bacatá, Funza. Platicaba con un cacique, con el pueblo, siempre predicando normas de comportamiento. Los nativos lo escuchaban con atención y lo seguian. Querian comprender su palabra y llegaron a amarlo como a un padre, a un bienhechor. Las multitudes se apretujaban tras su palabra a tal punto que fe necesario abrir  vallados para aislarlo de la turba.” 

Tras convivir muchos años con la comunidad Muisca, Bochica finalmente se fue, con el tiempo, la gente empezó a olvidar sus enseñanzas y se convirtieron en individuos perezosos a quienes no les importaba su cuidado personal ni la religión. Por tal comportamiento de los Muiscas, el Dios Chibchachum, del comercio, la industria y la mano de obra, se ofendió y se enojó, como castigo envió una gran tormenta que inundó la sabana de Bogotá, en aquel desastre, murieron muchas personas y otras tantas perdieron sus hogares; mientras tanto, los sobrevivientes, imploraban a los dioses su misericordia para salvarlos. Bochica apareció de pronto en un arco iris, llevaba un bastón grande que arrojó sobre el monte Tequendama. Esto permitió crear un agujero en la cresta de la montaña por la cual se evacuo el agua de la inundación y cuya caída dio nacimiento al Salto del Tequendama. El legado de Bochica, sobrevive hasta la actualidad, ejemplo de esto es que en Bogotá hay un barrio que lleva su nombre y una estatua de él en el pueblo de Cuitiva en Boyacá.

John Cunningham 07006073

Estatua de Bochica en el pueblo de Cuitiva en Boyacá

9

John Cunningham 07006073

10

Salto del Tequendama El Dorado

Probablemente una de las leyendas más famosas de América latina, es la Leyenda del 'El Dorado'. Los orígenes de esta famosa leyenda se encuentra en una laguna perfectamente circular llamada Guatavita, aproximadamente a 50 km al noreste de Bogotá. Se estima que la laguna se formó hace aproximadamente 2000 años cuando un gran meteorito golpeó la tierra. Por eso, la laguna tiene una forma redonda como un cráter. Con la creencia Muisca de los lagos sagrados, quizás la laguna se consideró especialmente importante debido a la manera en que se formó. Según la leyenda, el famoso ritual de ofrecer oro a la deidad de la laguna de Guatavita, se inició con el cacique local a razón de su esposa infiel, la Cacica. La historia de por qué el cacique de Guatavita hizo este ritual es explicada por Javier Ocampo López en su libro "Folclor, Tradiciones y costumbres colombianas" : “Otro mito muisca es el de la Cacica Guatavita, que fue infiel a su esposo, el cual la sorprendió en relaciones sexuales con su amante. En una ceremonia ritual y fiesta social, el cacique hizo que su esposa infiel se comiera los miembros sexuales guisados de su amante en medio de risas y deshonras. La cacica se arrojó a la laguna y se convirtió en serpiente o dragoncillo que cada año emergía sobre las ondas se la laguna y predecía algunos acontecimientos al pueblo. En su honor, los indios de Guatavita hacían la ceremonia de El Dorado, en la cual se sumergía el  cacique, impregnado su cuerpo en polvo de oro, mientras los sacerdotes y el  pueblo cantaban, oraban y ofrecían los tunjos de oro a sus dioses tirándolos al  agua. Los conquistadores españoles del interior del país buscaron el famoso tesoro de El Dorado en la laguna Guatavita.” 

Cuando los españoles desembarcaron en la Costa Atlántica de lo que actualmente es Colombia, fueron decepcionados al no encontrar las grandes cantidades de oro que esperaban. Así que cuando se enteraron de la leyenda de la ceremonia del lago Guatavita, comenzo el mito y la leyenda de "El Dorado". Con los años la historia se volvió exagerada en el sentido de un rey con grandes cantidades de oro, a continuación, un lugar donde no había más que un montón de oro y más tarde la leyenda evolucionó hacia una ciudad, literalmente, de oro. El misterio en cuanto a dónde está el oro o incluso si hay algún tesoro escondido, ha fascinado a la gente durante siglos. Buscando oro han habido varios intentos de drenar la laguna, sin embargo, estos intentos han resultado infructuosos y cuando han logrado bajar el nivel del agua, sólo se han producido trazas muy pequeñas de oro. La primera documentación registrada de la ceremonia en el lago Guatavita, fue descrita por Juan Rodríguez Freyle en su crónica 'El Carnero', en ella documenta sus experiencias en los primeros años de la "Nueva Granada", tras la conquista española. 'El Carnero' fue escrito entre 1636 y 1638; Freyle tenía 70 años cuando comenzó a escribir, su estilo de escritura es relajado e informal tal vez porque Freyle no fue contratado para escribirlo, y porque no existió ningun tipo de presión para terminarlo dentro de un plazo determinado. Entre sus páginas, se encuentran algunos relatos cortos de ficción sobre personajes conocidos. He aquí un extracto de “El Carnero” donde describe parte de la ceremonia en Guatavita:

John Cunningham 07006073

11

“En los últimos días de estas fiestas, y que ya se tenía noticia que toda la gente había corrido la tierra, se juntaban los caciques y capitanes y toda la gente principal en la gran laguna de Guatavita, en donde por tres días se hacían grandes borracheras, se quemaba mucho moque y trementina de día y de noche, y el tercer  día en muy grandes balsas bien adornadas, y con todo el oro y cintillos que tenían para esto, con grandes músicas de gaitas y fotutos, sonajas y grandes fuegos y  gentío que había en contorno de la laguna, llegaban al medio de ella, donde hacían su ofrecimiento,” 

El legado de La leyenda de “El Dorado” es una parte muy importante del patrimonio cultural de Colombia. La realidad es que el oro tiene una gran importancia no sólo en la historia prehispánica de Colombia sino también en la actualidad, aunque no se puede desconocer que fue esta una de las principales razones por la cual los europeos vinieron a las Américas. Actualmente en Colombia, El “Museo del Oro” alberga la mayor colección prehispánica de orfebrería en el mundo. Entre sus artículos se encuentra la famosa balsa de “El Dorado”, Un modelo en miniatura de una balsa de oro y un cacique rodeado por 12 figuras. Se cree que se trata de una representación de la ceremonia realizada en la famosa laguna de Guatavita. En la Capital de Colombia, Bogotá, una de las principales avenidas que conecta el centro de la ciudad con el occidente y conduce al Aeropuerto Internacional de Bogotá, “el Aeropuerto El Dorado”, se llama “Avenida El Dorado”. Así podemos ver cómo el legado de esta famosa leyenda ha tenido un profundo efecto en la actual Colombia, y cómo éste legado de la mitología chibcha antigua aún sobrevive. Fuera de Colombia la leyenda de “El Dorado” continúa su legado aunque distorsionada y exagerada. Actualmente, es parte del inconsciente colectivo moderno y dentro de la cultura moderna ha influido como una imagen arquetípica que simboliza el misterio, la aventura, los rituales antiguos, y por supuesto las incalculables riquezas de las Americas prehispanicas. Ha habido innumerables referencias culturales en la literatura, la televisión y, sobre todo en el cine, ya sea directamente basada en el nombre de 'El Dorado' como la idea de una ciudad oculta y misteriosa, "perdido" o "ciudad de oro".

John Cunningham 07006073

12

La famosa balsa de El Dorado en el Museo del Oro, Bogotá

Conclusión La mitología y leyendas de los Muiscas, y de hecho de toda Colombia prehispánica sigue siendo muy importante para la Colombia moderna. Su legado existe en los nombres de lugares, en la arqueología y en el arte formando parte de la historia de el pais, y conformando asi un patrimonio único. El pueblo Colombiano desea preservar su historia nacional que se extiende desde antes de la conquista de America hace mas de 500 años. Al final no fue posible investigar todo lo que yo queria e incluirlo en el proyecto. Habia tanta informacin, y el tema era tan amplio que no pude escribir todo. Entonces decidí solamente concentrar en algo mas específico. Escogí este tema porque siempre he tenido interés en la mitología y también porque tengo familia en Colombia. Vivir en Bogotá durante 10 meses me dio la oportunidad de ver  el país, hablar con la gente y tener la experiencia de conocer el legado antiguo y el pasado indigena de Colombia. Descubrí que el legado de la mitología prehispánica tiene un significado mucho más profundas que los nombres de lugares y artefactos de oro. La gente que me habló, habló con orgullo de la antigua historia de Colombia el pasado indígena. También hubo referencias de la mitología prehispánica un poco más sutiles, por ejemplo en los murales de graffiti, letras de canciones de la música moderna, los nombres de los festivales de la comunidad y grupos artísticos. Para concluir, estoy feliz de haber investigado y ojala puse de relieve al menos un poco de la mitología, las leyendas y las creencias religiosas de la antigua Colombia, y el legado que forma parte de la identidad nacional.

John Cunningham 07006073

13

El mural “Teogonia de los dioses Chibchas” del pintor Colombiano Luis Alberto Acuña, se encuentra a la entrada del Hotel Tequendama, Bogotá. La figura central es el dios Chiminigagua. A la izquierda, sentado en la parte superior, esta Bochica y a la derecha sentada en la parte inferior esta Bachué.

Bibliografía

Libros “The Mosca (Chibcha)”, Leo Estel, Ohio Journal of Science: Volume 58, Issue 4 (July,

1958) “Gold and Power in Ancient Costa Rica, Panama, and Colombia”, edited by Jeffrey Quilter 

and John W. Hoopes, Dumbarton Oaks, 2003 “Encyclopedia of Prehistory - Volume 5: Middle America”, edited by Peter N. Peregrine and

Melvin R. Ember, Springer, 2001 “Muisca settlement organization and chiefly authority at Suta,Valle de Leyva, Colombia: A critical appraisal of native concepts of house for studies of complex societies” , Hope

Henderson and Nicholas Ostler, Journal of Anthropological Archaeology 24, 2005 “Los chibchas antes de la conquista española”, Restrepo Vicente, Imprenta de la luz, 1895 “Historia de Colombia: El establecimiento de la dominación española”, Jorge Orlando

Melo González, Presidencia de la República, 1996 “Folclor, costumbres y tradiciones colombianas”, Javier Ocampo López, Plaza & Janés

Editores Colombia, 2006 “Mitos, leyendas y dioses chibchas” , Jesús Arango Cano, Plaza & Janés, 1985

John Cunningham 07006073

14

Páginas Web New world Encyclopedia http://www.newworldencyclopedia.org/entry/Colombia Toda Colombia http://www.todacolombia.com/precolombina.html BookRags http://www.bookrags.com/ Biblioteca Luis Ángel Arango Virtual http://www.banrepcultural.org/blaavirtual/indice Mundoandino.com http://www.mundoandino.com/Colombia/Muisca-mythology eldoradocolombia.com http://www.eldoradocolombia.com/los_chibchas.html ColombiaYA.com http://www.colombiaya.com/seccion-colombia/mitos-y-leyendas/boyaca.html Carlaz.com http://www.carlaz.com/chibcha/magdalenic.html Municipio http://www.cundinamarca.gov.co/cundinamarca/municipios/frm_municipio.asp?codigo=17 Boletin Museo del Oro 50 http://www.banrep.gov.co/museo/esp/boletin/50/morales.htm Taringa! http://www.taringa.net/posts/info/1621056/Mitologia-Colombiana.html Google Colombia http://www.google.com.co/ YouTube http://www.youtube.com/ redcolombia.com http://www.redcolombiana.com/PueblosAborigenes/chibchasomuiscas.asp godchecker.com http://www.godchecker.com/pantheon/south_american-mythology.php?deity=BOCHICA raisingcolombiankids.blogspot.com http://raisingcolombiankids.blogspot.com/search/label/Indigenous%20Peoples El Tiempo.com

John Cunningham 07006073 http://www.eltiempo.com/archivo/documento/MAM-445011 colombiacontact.com http://www.colombiacontact.com/destinies/boyaca/es_sogamoso.html Mondo-Libero.com http://www.mondo-libero.com/personajes_mitologia_colombiana.htm

15

View more...

Comments

Copyright © 2017 DOCIT Inc.